¿Cuántos somos ya?

27 de abril de 2012

Never let you go. {66}

Desde aquí le mando todo el apoyo del mundo
a mi melona. Porque se lo merece.
Te amo, bebé.

|| ___ ||

Nos quedamos un buen rato en la misma posición. No nos movimos para nada. Tan sólo hablábamos, y de vez en cuando, por no decir casi todo el rato, caía algún que otro beso. Los chicos no habían aparecido por el jardín. Cosa que agradecí bastante, la verdad. Aunque vi asomados a los chicos alguna vez en la ventana espiándonos. Caitlin nos sacó más de una foto, pero no me importaba mucho. Disfrutaba de la presencia de mi novio. Tenía que aprovecharlo al máximo.

La puerta corredera del jardín se abrió. Los chicos no se sorprendieron al vernos, todo lo contrario. Ryan sonrió pícaramente mientras alzaba las cejas. Él siempre igual.

- Justin, tenemos que ir al estudio –le avisó Christian.
- ¿Ya, tan pronto? –preguntó mi novio.
- Sí, tío.
                       
Vi que tenía intenciones de levantarse, así que me levanté yo antes que él. Le tendí la mano y le ayudé a ponerse de pie. Me sonrió y le devolví la sonrisa, aunque sin ganas, la verdad. Me molestaba que ahora tuviese que separarme de él aunque fuese por unas horas.

Pasó un brazo por mis hombros y caminamos hacia el interior de la casa, donde Pattie se encontraba hablando por teléfono mientras guardaba unas cosas en un estante. Nos sonrió al vernos y volvió a sus quehaceres.

- ___ –me llamó Caitlin. La miré- ¿Te apetece si vamos al centro comercial mientras los chicos van al estudio?
- Claro, por qué no –respondí encogiéndome de hombros.
- Bueno, pues vamos –dijo acercándose a mí.
- Espera, voy a por el dinero –le pedí mientras me libraba de los brazos de Justin.
- No, toma el mío –dijo él sacando su cartera del bolsillo.
- ¿Eres tonto? –le guardé de nuevo la cartera.
- Toma, he dicho.
- ¡Que no! –Pattie me miró sorprendida por mi reacción.
- Justin, si ___ no quiere aceptar tu dinero no la obligues –le regañó su madre.

Su hijo suspiró al mismo tiempo que me miraba con esos ojos penetrantes que tanto enloquecían a las beliebers. Y que tanto me enloquecían a mí, por supuesto.

- ¿Ves como siempre salgo ganando yo? –le susurré en el oído.
- De momento –avisó- Ya veremos después.

Le besé la sien y salí corriendo escaleras arriba para buscar mis cosas. Me despedí de los chicos y Cait y yo fuimos a buscar su coche para irnos al centro comercial.



|| Justin ||

Las chicas ya se habían ido, y como no sabía cuanto tiempo iban a tardar, decidí ir lo más rápido posible con la ayuda de los chicos y de mi madre. La fiesta empezaba a las nueve. Así que teníamos tiempo de sobras. Pero claro, los invitados tenían que llegar antes que ___, así que ahí estaba el problema.

Los chicos y yo empezamos a preparar las cosas. La comida, la bebida, la música. Lo necesario para una fiesta. Tardamos hora y media en prepararlo todo. Y más o menos, cerca de las ocho y media de la tarde, los primeros en presentarse fueron el Team Bieber, con Usher y Scooter incluidos. Sin olvidarnos de Mama Jan y de Jessica. Aún faltaban unos cuantos más.



|| ___||

- Caitlin, ¿para qué quieres comprar ropa? –le preguntaba mientras me resistía a que me arrastrara hacia el interior de una tienda de vestidos.
- Porque…. –pareció dudar al responder- Me gusta la ropa.
- Ya, pero a mí no –mentí. En realidad me volvía loca.
- Sabes que es mentira –dijo riendo.

Me soltó al llegar al centro del establecimiento. Miles de vestidos colgaban de perchas y maniquís. Eran preciosos, para qué mentir. Pero ninguno era de mi tipo. Parecían de princesitas, y yo no era de esas. Para nada.

- ¿Por qué no te compras uno? –me preguntó mientras cogía uno y me lo acercaba.
- ¿Para qué me voy a comprar un vestido? No me hace falta ninguno.
- Quién sabe –se encogió de hombros- Quizá para una ocasión especial.
- ¿Ocasión especial? –alcé las manos- Caitlin, ese vestido es de fiesta de pijos, y que yo sepa no tengo que ir a ninguna.

Caitlin miró hacia todos los lados menos a mí. Ocultaba algo.

- Va, no seas así –me lo depositó en las manos. Era rosa con un tejido blanco debajo- Más vale prevenir que curar. Cómpratelo aunque sea para tenerlo de bonito en el armario.
- Caitlin –ahora ésta estaba mirando más vestidos.
- ¿No te gusta ese? –preguntó- Hay más por aquí… Mira este…
- Caitlin, ¿por qué esto? ¿Y por qué ahora? –pregunté intentándole sonsacar información.
- ¿A qué te refieres? –se hacía la tonta.
- Me llevas a comprar ropa, pero justo son vestidos de fiesta.
- ¿Y qué tiene? Es que siempre compramos ropa… informal.
- ¿Qué ocultas?
- ¡Nada! ¿Por qué iba a ocultar algo, eh? ¡No hay ninguna fiesta sorpresa, si es lo que piensas! –y acto seguido se tapó la boca.
- ¿Fiesta sorpresa? –pregunté- ¿Vais a prepararme una fiesta sorpresa?
- Bueno, ahora ya no es tan sorpresa –dijo dejando de tensar los hombros.
- Así que lo del estudio… Justin hoy no tenía que trabajar –llegué a la conclusión.
- No –negó con la cabeza- Todo eso era una excusa para preparar tu fiesta.
- ¡Pero yo no quiero ninguna fiesta! –exclamé pataleando como una niña pequeña- Yo sólo quiero estar con vosotros, a solas. ¡Tranquila!
- Vamos, no seas así –me dio un golpe en el hombro- Justin lo está haciendo con toda su buena fe.

En el fondo me sentía pésimo al haberme comportado así. Caitlin tenía razón; Justin estaba haciendo esto por mí, para que la última noche que pasara el Atlanta fuese la mejor de mi vida y, obviamente, la que jamás pudiese olvidar.

- Vale, vale –acepté con un poco de orgullo.

Caitlin sonrió satisfecha y me empezó a dejar vestidos en los brazos como una loca. Tenía como nueve u ocho vestidos. Todos horribles.

- ¡No, ni hablar! –dije dándole toda la ropa a mi amiga- Nada de vestidos.
- ¿Entonces qué te vas a poner? ¿Un chándal? –preguntó retóricamente mientras ponía cara de incredulidad.
- No, un chándal, no –era obvio que no me iba a poner eso en una fiesta- Pero no un vestido.

Caitlin seguía confusa. No entendía a lo que me refería, pero cuando lo supiera se volvería loca. a mi derecha había un maniquí con una ropa que me había enamorado nada más entrar. Era un conjunto. Estaba todo: camiseta, pantalones, zapatos… Perfecto para mí. Caitlin siguió la mirada de mis ojos, y abrió la boca nada más darse cuenta de las prendas que me habían dejado anonadada.

- Justin no te dejará llevar eso –dijo señalándolo cuando estábamos justo delante del maniquí- Se subirá por las paredes como te vea entrar en la fiesta con esto puesto.
- Eh –le paré el carro. Se precipitaba demasiado pronto- ¿Es mi fiesta, no? Pues ya está.
- Maldito momento se me escapó lo de la fiesta.
- No se puede confiar en ti, Cait –dije riendo.
- ¡Claro que sí! –se ofendió- Lo que pasa es que me atosigabas con tanta pregunta.
- Te creo –en realidad no.

Llamé a una de las empleadas para preguntar si me podía sacar la ropa del almacén, ya que no quedaba nada más en las estanterías que había a los lados. Por suerte sí. Pagué y nos largamos de la tienda.

- ¿Te comprarás algo? –le pregunté mientras salíamos de ahí.
- Qué va, todo esto era una excusa para mantenerte fuera de casa –dijo con indiferencia.
- Pero podrías aprovechar la ocasión, ¿no? –propuse esperando a que a esta se le cambiase el rostro de la cara.
- Bueno, podría comprarme algún que otro accesorio –comentó encogiéndose de hombros.
- Caitlin…
- Vale, vamos a comprarme un vestido –aceptó animada mientras caminábamos hacia una tienda.

***

La tarde pasó rápida. Caitlin y yo teníamos la ropa perfecta para la fiesta. Aunque ella seguía estando preocupada por el tema de mi vestimenta. Más bien le daba miedo la reacción de Justin hacia ella por haberme permitido comprarme la ropa.

- Tienes que ensayar la cara de sorpresa al entrar en casa de Justin –dijo Caitlin al salir de la ducha con la ropa ya puesta. Iba preciosa.
- ¿Por qué?
- Porque si no se darán cuenta que te lo he dicho y me regañarán –me explicó. Posó las manos en sus caderas y dio media vuelta- ¿Y bien?
- Te queda bien ese vestido –esperó que dijera algo más- Y estás preciosa –rodé los ojos al hablar.
- Gracias –sonrió como si estuviese en un certamen de belleza- Te toca.

Cogí la bolsa de la ropa que me había comprado y caminé hacia la ducha. Cerré la puerta y colgué el modelito el un perchero. Me desnudé y aparté la ropa a un lado para después poder llevármela a casa. Me metí en la ducha y estuve ahí un rato considerado. Salí y me vestí. Iba así http://www.polyvore.com/124/set?id=47592862

- ¿Qué tal me queda? –pregunté al cerrar la puerta del baño tras mi paso.

Caitlin, que estaba planchándose el pelo, volteó a verme y se quedó de piedra. Al parecer había cambiado de opinión. O no.

- Sólo tres cosas –se señaló los dedos-: uno, Justin estará que se subirá por las paredes. Dos, después se le pasará y te sobará entera porque estás “sersi” –solté una carcajada-, y tres…., ¡qué perra, quiero esos zapatos ahora mismo!

Empecé a reírme y Caitlin se contagió de mis risas. Terminamos de arreglarnos del todo y fuimos a casa de Justin, donde me esperaba la “fiesta sorpresa”. Por el camino fui ensayando caras para que no se dieran cuenta que lo sabía todo. Ninguna colaba, pues por culpa de Caitlin me echaba a reír. Maldita idiota.


|| Justin ||

Estábamos todos listos. No iba a ser la típica fiesta en la que está todo a oscuras y que cuando llega la invitada chillamos un “sorpresa”. No. Caitlin en teoría me tendría que avisar de que iban de camino. Pero no, Cait no me enviaba ni un mensaje. Nada. Y me estaba empezando a impacientar.

- ¿Dónde mierdas está tu hermana? –pregunté mientras revisaba el móvil por enésima vez.
- Tranquilo, no tardará –intentó tranquilizarme.
- Son las nueve y media –me empecé a morder las uñas del nerviosismo, pero justo pasó mi madre por mi lado y me pegó un manotazo en la mano.
- No te muerdas las uñas –me regañó- Sabes que lo odio.
- Lo siento, lo siento –me guardé las manos en los bolsillos- Es que no vienen, ¡no vienen!
- Tranquilízate, tío –pidió Ryan.

La puerta de casa se abrió. Me asusté al principio, pero después me acordé de que le había dado las llaves a Caitlin. Apareció ella con un vestido precioso. Pero no vi a ___. ¿Dónde estaba? Mi amiga se acercaba, pero ni rastro de mi novia. ¡Joder, Justin, tranquilo!

- Hey, Cait –habló Ryan antes que todos- Vas preciosa.
- Gracias –se sonrojó ella.
- ¿Ya te has comprado ropa? –preguntó su hermano con voz cansina.
- ¿Y a ti que más te da, tapón?
- Dejarás a mamá y a papá en la ruina –su hermana rodó los ojos.
- ¿Dónde está ___, Cait? –pregunté exasperado.
- Está saludando a Miley y a Liam –contestó- Casi le da algo cuando lo ha visto –justo lo que creía que iba a pasar.
- ¿Va igual que tú? –preguntó Chaz bromeando- Me refiero que si va tipo princesa sacada de un cuento.
- Ehm… no exactamente –respondió mi amiga dudosa.

Y justo, entre la multitud de la gente, la vi aparecer. Sonriente. Me fijé en su pelo ahora liso que le caía por los hombros. Fui bajando hacia su vestimenta. Y ahí fue cuando mi cuerpo empezó a reaccionar de una manera no muy normal. Se acercó a mí y le tendí la mano para que me la cogiera, y ahí aproveché para hacerla girar sobre si misma.

- Te mataría –dije cuando ya estaba cara a mí.
- ¿Por qué? –preguntó riendo.
- ¿Dónde vas tan jodidamente sexy? –se ruborizó. Me encantaba hacer eso- La gente te verá, y sólo yo puedo verte así.
- Bieber está celoso –cantó melodiosamente.
- Está Liam aquí, como para no estarlo –bromeé.
- No tienes nada que envidiar a Liam –rodeó mi cuello y se acercó a mis labios. Pero no los besó- Tú eres treinta veces mejor que él.
- Aún no me has besado –cambié radicalmente del tema, lo sé.
- Ya voy, ya voy –dijo riendo.


|| ___ ||

Junté mis labios con los suyos, los cuales encajaron como dos perfectas piezas de puzle. Noté sus suaves y cálidas manos rodearme con más fuerza la cintura, pero a medida que se alargaba el beso, estas descendían hasta reposar en los bolsillos traseros de mi pantalón. Me separé de él, no por el motivo de que me estuviese tocando el culo, sino porque me quedaba sin aire.

- Perdona si te ha molestado eso –dijo rápidamente.
- Tranquilo –le di un beso en la mejilla y éste me abrazó por la cintura mientras me hacía caminar hacia los chicos.
- ¿De verdad creías que ___ iba a ir tan pomposa como mi hermana, Chaz? –le preguntó Christian cuando me vio.
- No sé –se encogió de hombros- Es que…
- ¿Qué me he perdido? –pregunté confusa.
- Pues que Chaz se pensaba que ibas a ir tipo princesita de cuento –me explicó Justin-, pero veo que se han equivocado –me repasó con la mirada y me ruboricé. Él lo notó.
- Vaya miraditas, Biebs –dijo Usher que justo pasaba por ahí.
- Pues así lleva desde el primer día que conoció a ___ –se entrometió Pattie. Vale, venga.
- Mamá –murmuró Justin.
- Ay, hijo –ésta le acarició el mentón mientras reía. Scooter ya presenciaba la escena- Si sabes que es verdad.
- No hace falta que se entere todo el mundo.
- No seas exagerado –le dije- Tampoco se ha enterado mucha gente.
- Yo sí me he enterado –comentó Miley apoyándose sobre mis hombros. 
Giré el rostro y la vi sonriendo- Vuelvo a repetir que me he enamorado de tu ropa, ___.
- Y yo de tu vestido –le halagué riendo.
- ¿Intercambio de ropa? –bromeó soltando un par de carcajadas.
- Venga, va –le seguí el rollo- Pero después no te quejes si me quedo con tu ropa, eh.
- Míralas, que buenas migas hacen juntas –nos señaló Scooter con la cabeza.
- La verdad es que sois perfectas juntas –nos halagó Justin.
- Pero yo molo más –dijimos las dos a la vez, cosa que hizo que empezáramos a reírnos.
- Si hasta dicen las cosas a la vez –habló el grandullón de su novio. Era muy alto, más que Miley.
- Es que somos gemelas separadas al nacer –bromeó Miley abrazándome por el cuello.
- Las dos tenéis una voz perfecta –dijo Usher-, así que perfectamente podríais pasar por hermanas.
- ¿Sabes, ___? Yo aún no te he oído cantar –dijo Cyrus colocándose a mi lado- ¿Te parece cantarme algo?
- SSSSSNO.
- ¿Por qué? Anda, quiero oírte –me pidió.
- No, Miley –ya había tenido que cantar para el famoso Bieber, ahora no quería para la diosa de Cyrus. Simplemente moriría de vergüenza.
- ¿Y si yo canto algo contigo?

Died. Sí, ahí morí. Destiny Hope Cyrus proponiéndome cantar junto a ella. A mí. ¡Ella a mí! Dios mío, me iba a desplomar ahí mismo, en serio.

- ¡Claro que lo hará! –contestó Caitlin por mí.
- ¿Que qué? –me exalté.
- Scooter, ¿has traído los micrófonos que te pedí? –preguntó Justin.
- Claro, voy a buscarlos.
- Espera, yo no quiero cantar.
- Claro que quieres –me sonrió Justin- Cantar con ella es tu sueño, ¿lo olvidabas?
- No, no lo olvido.
- ¿Entonces? –preguntó ahora mi inspiración, Miley.
- Pues que…
- Pues que le da vergüenza porque piensa que lo va a hacer mal, pero lo que en realidad no sabe es que lo puede hacer mucho mejor de lo que cree –contestó Christian por mí.
- Eh… sí –dudé- Más o menos eso.

Scooter apareció de nuevo con dos micrófonos en la mano. Miley cogió uno y se lo acercó a la boca, pero antes el aparato hizo un estridente sonido, acaparando la atención de los invitados, incitándolos a girarse para ver de donde había provenido ese ruido. Justin se acercó al equipo de música y lo apagó. El silencio reinó la casa.

- Hola a todos –saludó Miley con esa voz tan gloriosa- Mi amiga y yo vamos a cantar algo, ¿no os importa, verdad?

Todo el mundo exclamó un alargado "no". Cosa que hizo que mi pulso, mi corazón y mi respiración se acelerara más de lo normal. Veía como todos dirigían la mirada en mí, como si fuese un foco en medio de tanta oscuridad. Me sentía incomoda con tanta mirada de por medio. Miley me cogió de la mano. Iba a empezar a sacar mi lado fangirl pero tenía que contenerme como la buena persona educada y decente que soy. ¡Qué carajo, estaba que se me salía el corazón por la garganta! Quería gritarle al mundo que la inspiración de millones de jóvenes me estaba cogiendo de la mano.

- Bien, pues vamos a cantar…. –se acercó a mí oído- ¿Qué cantamos?
- ¿Who owns my heart? –propuse susurrándole en el oído.
- ¡Who owns my heart!

Empezaron a aplaudir. Empecé a sentir nauseas. Muchas. Había cantado en un escenario con miles de personas junto a Justin, y estaba más nerviosa ahora que en ese momento.

Miley me pasó el otro micrófono. El pulso me temblaba, pero por suerte no hice el ridículo haciendo que se me cayera al suelo.
Empezó a cantar mientras se movía hacia la barra de la cocina. ¿Tenía pensado que me iba a subir ahí a cantar? JÁ. Por suerte se paró delante de ella. No se subió, pero sabía que tenía intenciones de hacerlo.

- Creation shows me what to do
I'm dancing on the floor with you And when you touch my hand
I go crazy, yeah
–cantó ella primeramente mientras sus manos recorrían su cintura sensualmente.
The music tells me what to feel
I like you now
But is it real by the time we say goodnight
I don't know if this is right
–ésta vez la que aproximó el microfono fui yo.
And I feel you coming through my veins.
Am I into you or is it music to blaime?
–cantamos las dos a la vez.

Who owns my heart
Is it love or is it art
'Cause the way you got your body movin' got me confusin'
And I can't tell if it's the beat or sparks
–nos movíamos cada vez con más confianza.
Who owns my heart
Is it love or is it art
You know I wanna believe that we're a masterpiece
But sometimes it's hard to tell in the dark
Who owns my heart

The room is full
–simbolizaba cada palabra con las manos. Haciendo mímica.
But all I see is the way
Your eyes just blaze through me
Like fire in the dark
We're like living art
And it hits me
–me señalé a mí misma cuando me tocó el turno. La gente estaba como loca. Y más Justin, que miraba atento cada movimiento que mi cuerpo ejercía.
Like a tidal of wave
Are you feeling me
Or is the music to blame


Who owns my heart
Is it love or is it art
'Cause the way you got your body movin' got me confusin'
And I can't tell if it's the beat or sparks
Who owns my heart
Is it love or is it art
You know I wanna believe that we're a masterpiece
But sometimes it's hard to tell in the dark
Who owns my heart

So come on, baby
–se subió a la barra, clavando sus tacones en la fría encimera.
Keep on bumping me
Keep on rubbing me
Like a rodeo
Baby, hold me close
Come on
Here we go

And it hits me
–bailaba al ritmo de la música mientras cantaba, hasta que la mano de Miley me tocó para hacerme subir a la barra. Sin pensármelo dos veces lo hice. Ahora cantábamos las dos juntas de nuevo.
Like a tidal of wave
Are you feeling me
Or is the music to blame

Who owns my heart
Is it love or is it art
'Cause the way you got your body movin' got me confusin'
And I can't tell if it's the beat or sparks
Who owns my heart
–nos colocamos la mano en el pecho mientras nos mirábamos a la misma vez que cantábamos.
Is it love or is it art
You know I wanna believe that we're a masterpiece
But sometimes it's hard to tell in the dark
Who owns my heart


Terminamos la canción con la respiración agitada. Nos miramos victoriosas con los micrófonos cerca de la boca y el pelo un tanto alborotado. Y justo en ese momento la sala se llenó de aplausos y silbidos. Lo había hecho. Había cumplido mi sueño de cantar con mi inspiración

___________

Antes que nada quiero decir que éste capítulo va dedicado a una persona muy especial que me ha cambiado la vida. A Julia, a mi pequeña melona camionera. Que sé que son tiempos un tanto difíciles y que ahora necesita más que nunca todo mi apoyo. Pido por favor que recéis por ella y por su tío. Porque ella no se merece que le pasen estas cosas. 
También quiero decir que he podido escribir éste capítulo gracias a mi inspiración, a Destiny Hope Cyrus. Gracias a ella he podido lograr terminar el capítulo "decentemente". Si no, habría quedado mucho peor. 
Espero que hayáis disfrutado de éste capítulo, tanto como yo he disfrutado escribiéndolo para vosotras. 
Un beso muy fuerte. Recordad que siempre podréis contar conmigo PARA TODO.

¡Os quiero!

16 comentarios:

  1. AMO LA CANCION QUE CANTO CON MILEY!! JODER QUE CAPITULO MAS AJIOTAKWTGKOAEGYASELPGA TIA, ME HA ENCANTADO. Caitlin al final no se ha podido resistir a guardar el secreto Jajajaja, Amodoro a Caitlin.
    La señorita Cyrus tambien es mi inspiracion asique el capitulo te a salido GENIAL y con Miley aun Muucho Mejor.
    SIGUE PRONTO. UN Beso!.
    PD: Rezo por el Tio de Julia :(

    ResponderEliminar
  2. Hola primera en comentaarrrrrrr y lo haré la verdad siento lo de Julia.En cuanto al capitulo siento decir que no me gusta es imposible que le guste esto a alguien por que si le gusta es tonto/a esto ENAMORA este capitulo es la pera LIMONERA de verdad felicidades!!
    ME ENCANTOOOOOOO!!!
    BESOS!!

    ResponderEliminar
  3. Wooooooo me encanto cari :D
    Pray for Julia :)
    Publicaaa protooooo porfis porfisss!!
    Te quieroooooo!!!

    ResponderEliminar
  4. kjasfkjas Me Muero Ese Tema Qe Canto Con Miley Es Mi Favorito e.e Linda Siguela Besitos

    ResponderEliminar
  5. MEEE ENCANTOO SEGUILAA♥!
    AMO ESA CANCION DE MILEY♥
    BESO☺

    ResponderEliminar
  6. he dicho alguna vez que meterme en blogger y ver un ap nuevo tuyo es lo que me haceel día? no? PUES QUE SEPAS QUE TE AMOOOOOOOO!!!!!!!!!
    enerio es como tu dices entrar ver un cap tuyo y hacer un *mini baile de 5 segundos* joder tía sigue q esto es un enganche
    tequierooooo :)

    ResponderEliminar
  7. Me encantaa estee capitulo :D Siguelo :) Espero que le vaya todo bien a Julia :) Un besazoo! Publica pronto guapa:)

    ResponderEliminar
  8. Me ecncanto el capitulo!!! Seguila!!

    ResponderEliminar
  9. ¡Dios! Creo que me he vuelto loca. Me ha encantado el capítulo, en serio, es genial. Me encanta la canción que canto con Miley :3
    Sube capítulo pronto porfi :$
    Espero que se mejoren las cosas con Julia :)
    Un beso. Cris.

    ResponderEliminar
  10. Jooooooo... Me encantó! Ees era... Egjghyebkdwgcn!! *.* jodeeeeeeeeeeeeeeeeer esta novela es... ESPECIAL ES ÚNICA! :)) uno de los mejores capítulooos! ^^

    Rezaré por el tío de Julia.. :(

    ResponderEliminar
  11. Fue lindisimos nwdcnhshndfjbhvmkdnc me muero, sube pronto, please.
    Te quiero Yasmi (:
    Con cariño Mony

    ResponderEliminar
  12. n me encanto y no dejes de escribir pss siguelaaa besos desde bolivia :D

    #y si rezare no quisiera q ella pase lo mismo q yo pase :(

    ResponderEliminar
  13. Este capitulo ha sido tan asdfdgsfaddfhgdasfdfgddfg(como todos) pero en especial porque salio Miley.
    Espero que el tio de Júlia se ponga bien.
    Siguiente eres genial Yasmina

    ResponderEliminar
  14. Primero; muchas gracias por tu apoyo, cariño. Enserio te amo mucho. Y por todas las que han comentado aquí arriba rezando ^^.
    Segundo; ME ENCAAAAAAANTA. Dios, niña y la ropa bien sersi que es, normal que el shashtin se subiera por las paredes JAJA.
    Me encanta :) Te amo mucho mi vida <3

    ResponderEliminar
  15. WAJIOTATJIAOTOAO SIGUE PROFA PORFA PORFA!

    ResponderEliminar

¿Por qué no me sacas una sonrisa con un comentario tuyo? Vamos, es gratis.