¿Cuántos somos ya?

9 de diciembre de 2011

Never let you go. {23}

Amo cuando Justin se hace fotos delante del espejo
a lo español :3


- ¿Eso va por mí, enano? –preguntó Cait mirando amenazante a su hermano.
- No. –contestó Chris poniendo cara de niño bueno.
- Mejor.

Íbamos de camino a casa. Caitlin y Chris vivían 3 calles al lado de Justin, por lo tanto estaríamos cada día juntos. Cait y Chris entraron a su casa, y Justin y yo continuamos caminando hasta casa. Entramos en casa y lo primero que hicimos fue tirarnos al sofá. Estábamos realmente cansados, pues con todo lo del viaje no descansamos mucho.

- Chicos, la cena estará lista en nada. ¿De acuerdo? –dijo Pattie al vernos tirados en el sofá como trapos- No os quedéis dormidos.
- Lo intentaremos –respondimos los dos a la vez.

Pattie se marchó a la cocina y yo me incorporé en el sofá.

- Justin no te duermas que dentro de nada vamos a cenar –dije zarandeándole la cabeza.
- Ai, déjame –me apartó la mano y rió.
- Las personas cuando duermen no se ríen.
- Pero yo no soy persona. Yo soy…
- Un extraterrestre –le interrumpí.

Justin cogió un cojín y me dio con él en la cabeza.

- Boba –dijo apoyando la cabeza en mi hombro.
- Pero así me quieres.


|| Justin || 

“Pero así me quieres”. Aquellas palabras me marcaron. ¿Así te quiero? Y tanto que te quiero, pero soy imbécil y no te lo digo. ___ estaba que se caía muerta, pero hacía todo lo posible por mantenerse despierta. A los 20 minutos mi madre nos llamó para ir a cenar. ___ y yo fuimos a la barra a comer.

Durante la cena hablamos sobre lo que habíamos hecho hoy con Cait y Chris, y otras cosas. Terminamos de cenar y ayudamos a mi madre a retirar los platos. Los dos subimos las escaleras para ir a cambiarnos el pijama. Le dije a mi amiga que viniese a mi habitación para hablar y esas cosas.

Entré en mi habitación y me tumbé en la cama. Estaba muy cansado, pero antes tenía que ponerme el pijama. Me quité la camiseta y me cambié los pantalones por unos de deporte. No quería dormir en bóxers. De momento. Mi amiga entró en la habitación mientras se hacía una coleta alta. Se sentó en mi cama cruzada de piernas y bostezó.

- ¿Tienes sueño? –pregunté a ___. Ésta asintió y soltó otro bostezo.

Una música familiar nos hizo dar un pequeño salto en la cama.
Cogí mi teléfono y atendí a la llamada.

#Llamada telefónica#
- ¿Sí? –pregunté sin saber quién me llamaba, pues no había mirado de quién procedía la llamada.
- ¡Bro! –Ryan. Es Ryan.
- Hey tío, ¿cómo estás? –pregunté algo animado por oír la voz de mi amigo.
- Muy bien, deseando llegar ya a Atlanta.
- ¿Cuándo venís? –pregunté entusiasmado.
- Dentro de unas cuantas horitas vamos al aeropuerto –respondió Ryan- El avión sale mañana por la mañana. Posiblemente llegaremos a eso de las 13h.
- De acuerdo. Ya iremos a buscaros, entonces –respondí sonriendo ante la idea de volver a ver a mis amigos de nuevo.
- Muy bien. Nos vemos, Biebs. Dale recuerdos a tu “amiga” –dijo enfatizando la palabra amiga.
- Idiota –dije riendo- Adiós man.
#Fin de la llamada telefónica#

- ¿Ryan? –preguntó ___.
- Sí.
- Mañana viene –asentí con la cabeza- Tengo ganas de conocerle.
- Te caerá bien. Y Chaz también.
- No lo niego –dijo sonriendo.
- ¿Qué hora será? –pregunté mirando la hora del móvil- las 22.
- Temprano –contestó ___ riendo.
- Y estamos muertos –respondí estirándome en la cama.
- Buf, me voy a dormir. Estoy que me caigo muerta –dijo mi amiga levantándose de la cama.

Se acercó a mí y me dio un beso en la mejilla.

- Buenas noches, Bieber –dijo sonriendo.

Se marchó de la habitación y admiré su caminar.

- La amo –susurré para después dejarme caer en la almohada.


***

- Buenos días, cielo –la voz de mi madre sonaba de fondo, aun así no me desperté. Claro, hasta que la burra abrió las cortinas, haciendo que los rayos del sol me cegaran.
- ¡Ah! Cierra las cortinas, me quedo ciego –exclamé tapándome la cara con las manos.
- Exagerado –rió mi madre.

Se marchó de la habitación y me quedé solo en ella. Como cualquier adolescente, me levanté e hice la cama. Que sea famoso no quiere decir que mi madre no me obligue a hacer tareas del hogar.

Me vestí y me dirigí a la habitación de ___. Abrí lentamente la puerta para no hacer ruido. Asomé un poco la cabeza y la vi aun durmiendo. Avancé con paso lento hacía su cama y me puse de cuclillas delante de ella. Estaba de espaldas a mí, pero se giró y su profunda respiración impactó en mi cara, provocando que una sonrisa se esbozara en mi rostro. Le acaricié la mejilla con el pulso tembloroso. Sus ojos se fueron abriendo lentamente y dejé de acariciarla. Sonrió al verme y se estiró en la cama.

- ¿En qué año estamos? –preguntó.

Reí y me senté a su lado.

- Buenos días –dije sonriendo.
- Buenos días, Bieber –respondió imitándome.
- ¿Cómo has dormido? –pregunté.
- De muerte. ¿Y tú?
- Igual. ¿Vamos a desayunar? -Pregunté señalando la puerta de la habitación con la cabeza.
- Claro. Dame 15 minutos –contestó mi amiga.
- Okay –me marché de la habitación y fui abajo con mi madre.


|| ___ ||

Qué bonito es despertar con la sonrisa de Justin. Es una de las cosas más bonitas que hay en la Tierra. De verdad que admiro a su madre por tener un hijo tan fantástico como Justin. Sincero, bondadoso, amable, divertido, cariñoso… Y un sinfín de adjetivos.

Me levanté de la cama y la hice. Me encerré en el lavabo y me duché. No tardé mucho ya que le dije a Justin que bajaría en 15 minutos, y si tengo que escoger la ropa tardaré mucho rato.

Salí con una toalla alrededor de mi cuerpo y abrí el armario. Cogí la ropa y me volví a encerrar en el lavabo. Me puse esto: http://www.polyvore.com/teach_me_how_to_dougie/set?id=40515101 Bajé las escaleras y me encontré a Justin hablando con su madre. Me puse detrás de él y le di un abrazo.

- Buenos días –dije aun abrazada a él. Le di un beso en la mejilla y lo solté.
- Buenos días, cielo –me saludó Pattie- ¿Qué quieres de desayunar?
- Cualquier cosa –respondí con una sonrisa.
- Coge lo que quieras, estás en tu casa –dijo Pattie sirviéndose una taza de café.

A mi lado, Justin estaba desayunando cereales. Cogí la caja y la vertí en un bol. Añadí leche y le quité la cuchara a Justin.

- ¿Sabes que te quiero mucho? –dije tratando de disimular que le había quitado la cuchara.
- Me he dado cuenta que me has quitado la cuchara –contestó riendo.
- Es que me da palo levantarme a coger una –puse cara de niña buena y 
Justin asintió- Te quiero, feo –le di un beso en la mejilla.

Justin se levantó de la silla y abrió un cajón. De él sacó una cuchara y se volvió a sentar en su sitio.

- Hoy hay que ir a buscar a Chaz y a Ryan al aeropuerto –me informó mi amigo.
- ¿A qué hora? –pregunté mientras me llevaba una cucharada a la boca.
- Sobre las 13h o así. Llamaré a Kenny para decirle que nos lleve –contestó él.
- Okay –seguimos desayunando hasta que escuchamos el timbre de la puerta.

Justin se levantó de la silla y abrió la puerta.

- Hey, Bieber –Chris le revolvió el pelo a Justin y pasó dentro.

Detrás de él venía Cait, le dio un beso a Justin y pasó. Se sentaron a mi lado y les sonreí, ya que tenía la boca llena de cereales y no quería ser mal educada.

- Buenos días –dije después de haberme comido los cereales.
- Buenos días, ___ –contestaron los dos hermanos a la vez.
- Vale, chicos, sobre las 13h tenemos que ir al aeropuerto para ir a recoger a Chaz y Ryan –informó de nuevo Justin.
- Okay –contestaron los dos.
- Pues eso –añadió Justin.

Con la ayuda de Justin, recogí la cocina, ya que Pattie estaba limpiando la planta de arriba. Al terminar nos sentamos en el sofá junto a Chris y Cait.

- ¿Qué estáis viendo? –pregunté al ver que estaban muy atentos al televisor.
- ___, eres noticia –dijo Chris.

Miré la pantalla, y sí, en efecto. Salía en la televisión.

“Al parecer el joven Justin Bieber se ha llevado a su segundo hogar, Atlanta, a su nueva ‘mejor amiga’, ___ ___ . Cómo pueden ver en las imágenes, se les ve saliendo del aeropuerto y entrando en un taxi. ¿Qué pensáis vosotros? ¿Serán simplemente unos amigos, o tendrán un romance? Seguiremos informándoos.”

- Idiotas –mascullé después de que la noticia hubo acabado.
- Bienvenida a mi mundo –respondió Justin.
- Fua, paso de rayarme por una cosa así. Que les den –me levanté del sofá y me subí un poco las pantalones, ya que se me estaban cayendo.
- ¿Qué hacemos? –preguntó Cait con cara de aburrida.
- Ni idea –contestó su hermano con la misma cara.
- Joder, vaya cara –dije riendo- Un poco de alegría a la vida –añadí bailando.

Justin, Chris y Cait rieron por mi baile improvisado.

- ¡Qué bien te mueves! –gritó Pattie bajando las escaleras con un cesto de ropa sucia.
- ¿Verdad que sí? –respondí riendo.

Me dejé caer en el sofá y saqué el móvil.

- Impresionante, tan solo son las 10 de la mañana.
- ¿Y qué pasa? –preguntó Caitlin.
- Que yo nunca me levanto tan pronto.
- Es una vaga –dijo Justin riendo.

Enarqué una ceja y le miré con ojos penetrantes.

- Quiero decir… que es muy maja –sonreí y volví a hablarle a Caitlin.
- Es que me gusta mucho dormir –puse cara de niña buena y Cait rió.
- Yo hoy me he despertado a las 9:30h –dijo Chris.
- ¿Pero qué haces con tu vida? –pregunté anonadada- ¿En verano? Es ilegal levantarse tan temprano.
- Es que ayer me dormí pronto –contestó él.
-Ah, bueno –reí.
- ¿Vamos a dar una vuelta? –propuso Caitlin.
- Claro –aceptamos todos.

Avisamos a Pattie de que nos íbamos y nos marchamos de casa.
Por el camino íbamos hablando de cualquier tontería. La verdad, no teníamos rumbo fijo, caminábamos sin saber a dónde íbamos. De vez en cuando me iban señalando lugares y me hablaban de él y esas cosas.
Pasamos por delante de un edificio enorme.

- ¿Y ese edificio? –pregunté señalándolo.
- Es un instituto –respondió Christian.
- ¿Tan grande? –pregunté sin dejar de mirar el instituto.
- Sí. Ahí estudiamos Cait y yo –informó Chris.
- Dios, es enorme –repetí girando la cabeza para seguir mirándolo.
- ¿Eres buena estudiante, ___? –preguntó Cait.
- Buuuuuuueno… -reímos- La verdad es que no.
- ¿Pero por qué? ¿No te da la gana estudiar o por qué te cuesta? –preguntó Chris.
- Porque no me da la gana –hice una pausa breve- Pero cuando quiero me pongo las pilas y lo apruebo todo –añadí al final.
- Chócala, amiga –Chris alzó la mano y se la choqué- Tengo mi clon, pero en chica.
- Ah, ¿Que no lo eres? –bromeó Justin.
- Te voy a dejar más tonto de lo que estás, Bieber –le amenazó Chris.
- Mira como tiemblo –Justin movió las manos y se rió.
- Lo bueno es que se ríe solo –le dije a Caitlin.
- La fama le afecta –negó Chris con la cabeza.

Unas chicas vinieron corriendo y nos rodearon.

- Oh Dios mío. ¿Nos firmas  un autógrafo? –habló una de las 9 chicas que nos rodeaban.

Todas les pedían autógrafos a mis tres amigos.

- Oye, ___-me llamó una- ¿Me puedo hacer una foto contigo?

Al principio me quedé “Oh, ¿what?”, pero después asentí y me coloqué al lado de aquella chica.
Ésta le dio la cámara a Cait y nos hizo la foto.

- Por cierto, cantas muy bien –y dicho esto, cogió la cámara y se fue con sus amigas mientras cantaban “I will never say never”
- Increíble –dije observándolas como bailaban y cantaban.
- Amo a mis beliebers –dijo Justin sonriendo como un bobo.
- Ya, ya. No te pongas sentimental –contesté dándole unas palmaditas en la espalda.
- Arruina momentos –me sacó la lengua y le imité.
- Mi lengua es mejor que la tuya –dije riendo.
- Pero mis labios son más sexys -¿Eh? ¿Y ahora cómo le niego yo eso?
- Eso no te lo discuto, Justin –dijo Chris poniendo voz de niña y moviéndose muy raro.

Los 4 estallamos a risas y nos tuvimos que apoyar en un árbol porque no nos aguantábamos.


___________


¡Bona nit! Vale, aquí termina el maratón. No os podéis quejar, eh. Os he adelantado mucho. Adorarme. Okno'
Bueno, me voy a dormir, que yo también soy persona aunque no lo parezca. Mil besos a todas. Os quiero.
Ah, y muchísimas gracias por los comentarios. 

Mi Facebook: Yasmina Vega Garcia
Mi cuenta en Polyvore:http://iaasmina.polyvore.com/
Correo electrónico: vegagarcia.yasmina@gmail.com
Mi Twitter: 
https://twitter.com/#!/Yas_2801
Novela de "Gisela y Daniel. Su historia de amor":http://giselaydaniel.blogspot.com/

Bye!

8 comentarios:

  1. wiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, primera en comentar, aver por donde empiezo.
    yasmi: como le haces? escribes de lo mejor!!! nunca vi a alguien que escribiera asi(de tu edad), me ah encantado este capitulo. bueno amo tu novela, son geniales, si te adoro!!
    Me estas pegando tu acento español, porque bueno, en Uruguay se ah desformado bastante el español, bueno que mas decir, a si, esta vez subire capitulo largo como recompenza del otro corto.
    TE QUIEROOOO♥
    DE TU AMIGA, ADMIRADORA, Y NO SE QUE MIERDA MAS.
    NINU♥

    ResponderEliminar
  2. Mee eencantoooo pero esperaba mas romance entre elloss :)
    Que ganas de que se beseeeen!!!!xD
    UN BESO Y PUBLICA PRONTOOOOOOO PLIIIISSS

    ResponderEliminar
  3. Dios, este capitulo ha sido PRECIOSO. Me ha encantado cuando Justin piensa: Y tanto que te quiero, pero soy imbécil y no te lo digo. Awww, es tan mono. *.* Y cuando dice: La amo. Ains, espero que pase algo pronto entre nosotros. ♥
    Muaaaack. ♥

    ResponderEliminar
  4. Lindaaaaa(:
    Me encantó el capitulo, como todos :)
    No me gusta que termine la maratón ouui :(
    JUjajaj xD
    Te quiero mushooo! (:

    ResponderEliminar
  5. Siento no haberte comentado antes pero me salia HERROR aunque ya lo he solucionado, y que sepas que me encantaaa el capituloo y sigue prontoo plis. Meda pena que acabe el maraton jeje. Un beso

    ResponderEliminar
  6. me encanto la maraton :) la AME
    viste que te ganaste un SolcyOscar? haha, mira:

    http://160111-novelasdejustinbieber.blogspot.com/

    Ea! Felicidades!
    Seguila :)

    ResponderEliminar
  7. Jajaja que gracioso es Chris Como lo amo jaja
    Me encanta la marato :)
    seguime en http://simplementeilusinoes.blogspot.com/ yo ya t sigoo ^^

    ResponderEliminar
  8. m encanta L) I love this Story! tienes que seguirlaa!

    ResponderEliminar

¿Por qué no me sacas una sonrisa con un comentario tuyo? Vamos, es gratis.